Hallaron muerto a un sacerdote keniata que denunció el tráfico de indígenas en Venezuela

  • Josiah K'OkalJosiah K’Okal, de 54 años y miembro de la Congregación de Misioneros de la Consolata, desapareció el 1 de enero después de salir de su casa en el estado venezolano del Delta Amacuro.

Tucupita, Enero 3.– Un sacerdote católico de origen keniata que denunció tráfico de indígenas en Venezuela fue hallado muerto esta semana, en un caso por el que comunidades nativas exigieron este miércoles una investigación “seria y creíble”.

Josiah K’Okal, de 54 años y miembro de la Congregación de Misioneros de la Consolata, desapareció el 1 de enero después de salir de la casa de esa organización en Tucupita, en Delta Amacuro (este), en la bicicleta en la que solía trasladarse.

Tucupita, VenezuelaSu cuerpo fue encontrado colgado de un árbol un día después por habitantes de la localidad de Boca de Guara, en el vecino estado Monagas, de acuerdo con una minuta de la militar Guardia Nacional.

La comunidad indígena warao, a la que K’Okal se había dedicado en su ministerio, exigió una investigación “seria y creíble” de modo que se “aclaren las circunstancias de su muerte”, según un comunicado del Servicio de Información para las Obras Misioneras Pontificias (FIDES).
(...) Josiah K'Okal in his mission

[ Full text ]

  • Hits: 652