Menu
23/11/2019
A+ A A-
Bienvenido, Invitado
Nombre de Usuario: Contraseña: Recordarme
  • Página:
  • 1
  • 2
  • 3

TEMA: Rescatemos el verdadero Capitalismo

Rescatemos el verdadero Capitalismo 23 Nov 2014 13:43 #8508

Comparto gran parte de lo que dices, amigo Gerardo, y sobre todo lo último: en muchos pasajes, cuando las escrituras usan el dinero como ejemplo, “no está hablando de dinero sino de dones y talentos ofrecidos al servicio de los demás”.

Es en ese mismo sentido en el que yo entiendo o interpreto la parábola que nuestra amiga Marta utiliza para darle un fundamento bíblico al capitalismo.

Pero también entiendo –a pesar de ser tan Mayamero como muchos otros foristas- que esa interpretación no es mas que la mía, y no me aferro a ella, al tiempo que trato también de no sucumbir ante los axiomas y los dogmas que me puedan parecer atractivos, ni ante las medias verdades, recursos todos que con frecuencia usamos para refutar malamente a los demás. Aclaro que, con esa actitud –que no siempre me resulta fácil encontrar dentro mío- no siento que esté contribuyendo a incrementar el relativismo que aqueja al mundo de hoy.

Tampoco voy a rendirme a los pies de “los dueños del diccionario” y aceptar como “la posta” –tèrmino que no es ni bíblico ni litúrgico, a menos que uno vea al Turf como una liturgia-, el dato que le da a uno un “experto” que dice “saber” qué caballo va a ganar la próxima carrera.

No entiendo cual es el don y el talento que uno ofrece al servicio de los demás cuando llama idiotas a quienes no piensan como uno, o cuando escribe rutinariamente sobre los dogmas en los que uno cree “religiosamente” y el peligro que corren ante la horda de idiotas que, aun cuando no pueden poner el papel higiénico al alcance de sus seguidores, se lanzan a la conquista de Al Ándalus. Pero aunque no los entienda, reconozco que tienen todo el derecho de predicar según su Biblia –y llorarla junto a su calefón- al tiempo que celebro poder tener amigos que piensan distinto a como pienso yo, amistades que casi siempre enriquecen, como las de estos foros.
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Rescatemos el verdadero Capitalismo 22 Nov 2014 23:15 #8507

Está claro para los cristianos que han profundizado en las enseñanzas de Jesús, que no es por ser rico que le resulta difícil al pecador entrar al Reino de los Cielos sino porque esa riqueza tiende a fomentar el orgullo, la avaricia y la gula, que son pecados capitales. El rico que es generoso, humilde y moderado tiene la misma oportunidad que el pobre que también muestre las mismas virtudes. El problema es que la vanidad suele corromper a muchos privilegiados y son pocos los que ostentan esas virtudes. Igual que el pobre suele corromperse también por la envidia y el resentimiento.

En cuanto a las parábolas de Jesús, tienen el común denominador de referirse a ese Reino de los Cielos que venía a anunciar y proclamar. El Señor de esta parábola es Dios. El siervo pusilánime e irresponsable no acepta su falta sino que se queja y se atreve a acusarle de "duro" y, con otras palabras, de injusto. Así somos muchos, que no aceptamos nuestras culpas ni deficiencias sino que se las achacamos a los demás, y tantos presuntos "creyentes" que culpan a Dios de cuantos males o tropiezos encuentran (o provocan) en la vida. El Señor, para el cristiano auténtico, espera de su siervo que utilice sus dones y talentos para multiplicar los bienes en el propósito común de edificar un mundo mejor.

Cuando analizamos el capitalismo, no debemos confudirlo con los resultados que dentro del capitalismo se desvían de su potencial precisamente por la falta de honestidad, generosidad, tolerancia y confraternidad que aqueja tan agudamente al mundo relativista de hoy.

Es muy propia de Jesús la frase de que: “Al que tiene se le dará y le sobrará y al que no tiene se le quitará”. Sencillamente porque no está hablando de dinero sino de dones y talentos ofrecidos al servicio de los demás. Por eso, cuando el fariseo hipócrita lo desafía con la moneda romana, le contesta: "Dad al César lo que es del César, y a Dios lo que es de Dios".
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Rescatemos el verdadero Capitalismo 22 Nov 2014 09:29 #8505

Que pena que los foristas nos vean siempre en polos opuestos -se acuerdan cuando Maria Elvira tenia un programa serio, en CNN?-, Doña Marta. La lectura que usted puso es la del domingo pasado, es cierto, y es TAMBIÈN la del 19 de noviembre. Pongo a Tres Patines por testigo, porque "yo también estaba all`ˆ"...

Por lo demàs, todos sabemos que La Biblia da para todo, como lo señala Abelardo, hasta para justificar la esclavitud, como la usaron en el siglo diecinueve los precursores de algunos politiquillos de los que usted seguramente es devota hoy en dia...
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Rescatemos el verdadero Capitalismo 22 Nov 2014 07:38 #8504

Puesto que en los Evangelios estamos, quisiera decir que no debemos olvidar que en las enseñanzas de Nuestro señor Jesucristo vuelve constantemente la idea que el Reino de los Cielos no es para los que le tienen un apego excesivo a don Dinero.

Recordemos que “más fácil le será a un camello pasar por el ojo de una aguja que a un rico entrar en el Reino de los Cielos.”

También nos enseñó que no debíamos pensar en acumular riquezas para el futuro pues “los lirios del campo están vestidos con más suntuosidad que jamás tuvo el rey Salomón y las aves del cielo no siembran para encontrar su sustento”

El mismo Hijo del Hombre “no tenía ni una piedra para recostar su cabeza”

Pero entonces… ¿la parábola del señor que antes de irse de viaje da cinco, dos y un talento a sus empleados…? Y que según Marta es una lección de Capitalismo y Libre Mercado en los primeros años de nuestra era.
Me voy a permitir una interpretación, lo cual Gerardo apreciará seguramente pues él es maestro en estas cuestiones.
El mismo Jesús decía a menudo: “los que tengan ojos para ver y oídos para oír que entiendan”.
He aquí como yo lo entiendo:

Es un señor que conoce bien a sus empleados ya que da distinta cantidad de talentos a sus hombres según su capacidad.
Da más talentos al que considera más capacitado y uno solo al tercero pues no tiene confianza en él. Lo sabe desde el principio.
El de los cinco talentos los hace fructificar y devuelve al amo no sólo los talentos que le dejó sino los otros que él ganó, ¡se los devuelve al céntuplo! Lo cual le permite ganarse un puesto principal (participar al banquete).
Igual sucede con el segundo empleado, algo menos capacitado pero apto para servir a su amo dándole todo lo que ganó. Veamos la psicología del tercero:
Éste sabe que su amo es un hombre codicioso y sin escrúpulos, que no vacila en apoderarse de lo que no le pertenece (siega donde no siembra y recoge donde no esparce) pero pese a ello no vacila en devolverle sólo lo que le dio sin el más mínimo interés.
Esto pone de manifiesto entonces el carácter codicioso del amo que hubiera querido tener por lo menos el interés producido por el dinero que le dejó, lo expulsa y declara –lo más anticristiano que se pueda imaginar- “Al que tiene se le dará y le sobrará y al que no tiene se le quitará”.

Esta parábola es una advertencia: Si trabajáis para un rico estad dispuesto a entregárselo todo, lo más posible, si queréis participar al banquete si no… ¡cuidado!
Pero no es la primera vez que Jesús nos advierte que “No se puede servir a dos señores, no se puede servir a Dios y al dinero”

En cuanto a la religión y a la economía todos conocemos el: “Dad al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios”.

Nuestra Santa Madre Iglesia (como muchas otras) siempre se opuso tradicionalmente al préstamo con interés.
Santo Tomás de Aquino lo condenó categórica y formalmente. La influencia calvinista (Suiza, Países Bajos, Inglaterra) y algunos escolásticos del Renacimiento como Azpilicueta hicieron que poco a poco se relajara la prohibición de la usura (léase préstamo con interés).

Sólo a principios del XIX la Iglesia aceptó el interés. El fundamento de aquella prohibición era no sólo el Antiguo testamento sino toda la enseñanza de Jesús y en particular:

“Amen a sus enemigos, hagan el bien y presten sin esperar nada a cambio. Entonces la recompensa de ustedes será grande, y serán hijos del Altísimo”. (San Lucas Cap 6 vs35)
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Rescatemos el verdadero Capitalismo 22 Nov 2014 04:07 #8503

  • Marta Menor
  • Marta Menor's Avatar
  • DESCONECTADO
  • Mensajes: 152
  • Gracias recibidas 3
La lectura que yo puse fue la del domingo. Gerardo tal vez interpreto mal lo de la fecha pero no su contenido
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Rescatemos el verdadero Capitalismo 21 Nov 2014 22:26 #8499

Contemplo tu sonrisa, José Manuel, y me quito la máscara de esgrimista ... Touché!!!
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Rescatemos el verdadero Capitalismo 21 Nov 2014 21:13 #8498

Eso me pasa por ir a misa todo los dìas; mi suegro decìa (en broma, creo...) que debìa ser porque tenìa algo de mucho peso en mi conciencia... La lectura que puso Martha fue la de ante-ayer, 19 de noviembre; la que puse yo corresponde al dìa de hoy, 21 de noviembre, amigo Gerardo...
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Rescatemos el verdadero Capitalismo 21 Nov 2014 20:46 #8497

¿De anteayer una parábola que enseña sobre el valor del esfuerzo personal y la responsabilidad administrativa? Su mensaje central cobra notable actualidad porque se refiere al espíritu de responsabilidad con el que se debe proclamar "el reino de Dios": responsabilidad con Dios y con la humanidad. Nos enseña a no ser espectadores pasivos o acomodaticios de lo que sucede en nuestro entorno sino a ser colaboradores infatigables por un mundo mejor mediante la multiplicación de todos los dones y talentos que tenemos.

Este planteamiento no se contrapone para nada al pasaje bíblico que menciona Pallí, puesto que ese acontecimiento, que es histórico y no es una parábola, simboliza la pureza y honestidad a la que debemos aspirar y la justicia de condenar la ambición y la corrupción que agreden la estructura social de la humanidad.

Es nuestra responsabilidad colaborar con nuestros talentos y dones al progreso de la humanidad, pero lo es también la de hacerlo con justicia y honestidad. Con esa idea que se fundamenta en principios cristianos, podemos conjugar la parábola de los talentos con el episodio de los mercaderes en el templo.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
  • Página:
  • 1
  • 2
  • 3
Tiempo de carga de la página: 0.175 segundos
Powered by Kunena Forum