La traición a la Verdad del Papa Francisco

  • Angel Correa
  • Angel Correa's Avatar Topic Author
  • Offline
  • New Member
  • New Member
  • Posts: 4
  • Thanks: 0

La traición a la Verdad del Papa Francisco

2 weeks 1 day ago
#13689
    “El mismo acto de fe no es otra cosa que el pensar con el asentimiento de la voluntad… Todo el que cree, piensa; piensa creyendo y cree pensando…
   
Porque, si lo que se cree no se piensa, la fe es nula    
(San Agustín)
A raíz del contraste extremo entre el Papa Francisco y los tres Papas precedentes —Pablo VI, Juan Pablo II y Benedicto XVI—, que fueron los últimos en reafirmar la vigencia en la Iglesia del Realismo Tomista consolidado desde la ‘Encíclica AEterni Patris’ de 1879, del Papa León XIII, destinada a la Restauración de la Filosofía Cristiana conforme a la Doctrina de Santo Tomás de Aquino, ha quedado expuesta una ‘confrontación’ con un ‘relativismo’ del Papa Francisco, fundado simplemente en su condición de sacerdote jesuita.

Esta confrontación intelectual surge con la siguiente afirmación de Francisco:

“El verdadero Tomismo es el de Amoris Leititia.”

Esto lo explicó Francisco en su Discurso Inaugural al Congreso Internacional de Teología Moral, organizado por la Pontificia Universidad Gregoriana y el Pontificio Instituto Teológico Juan Pablo II para las Ciencias de la Familia, el 13 de Mayo de 2022.

Su presentación consistió en exponer el significado auténtico de su ‘Exhortación Apostólica Amoris Leititia’, Sobre el Amor en la Familia, del 8 de Abril de 2016.

El punto de partida de la argumentación de Francisco descansa en el reconocimiento de la existencia de importantes cambios de época que obligan a la teología moral a plantear el problema de una manera más bien práctica, contraria al carácter conflictivo propio de las argumentaciones filosóficas. Sin embargo, como su aceptación de un nuevo ‘tomismo verdadero’, implicaba descalificar como “tomismo decadente el tomismo de Santo Tomás de Aquino, lo único que resulta claro es la adhesión de Francisco a un punto de vista filosófico

Detengámonos, pues, a considerar primeramente la existencia de un importante antecedente histórico de carácter filosófico, que afecta directamente a la Orden Jesuita y que no puede ser ajeno al Papa Francisco.

EL RELATIVISMO FILOSÓFICO DE LA ORDEN JESUITA

Un primer antecedente de que la Orden Jesuita está afiliada al ‘Idealismo Trascendental’ de Immanuel Kant, en oposición al ‘Realismo Filosófico’ de Santo Tomás de Aquino, vio la luz pública en un debate desarrollado hace ya un siglo, en 1924, entre el filósofo francés Jacques Maritain y el sacerdote jesuita belga, Joseph Maréchal (1878-1944), con motivo de la publicación, entre 1922 y 1923, de los tres primeros volúmenes de su obra maestra, ‘El punto de partida de la Metafísica’.

Para Maréchal, el intelecto no es pasivo en su percepción de la realidad mediante tan solo ‘los sentidos’, como en el Tomismo, sino que dispone de un mecanismo preestablecido en la propia naturaleza humana —un cierto “dinamismo intelectual”—, que condiciona y subordina el acto de percepción de lo real. Se trata de un dinamismo hacia el ‘Ser Necesario de Dios’, porque Dios es la meta de todo el afán de conocer en el hombre. Tal dinamismo opera en todos los seres humanos, tengan o no conciencia de su existencia y crean o no crean en Dios. O sea, ese dinamismo opera como un mero ‘dinamismo individual relativista.

Consecuentemente, desde tal perspectiva ética de Maréchal, el punto de partida del conocimiento humano no comienza en el objeto conocido’, como en el realismo tomista, sino en el ‘sujeto que conoce’, como en el subjetivismo trascendental Kantiano, puesto que atribuye ese punto de partida al mero ‘fenómeno consciente’, separado del ser real extra-mental objeto del conocimiento.

Y el juicio de Maritain no se hizo esperar:

“Si uno comienza por admitir que el concepto objetivo o el objeto del pensamiento pueden ser tratados y estudiados ‘como algo diferente de la cosa extra-mental hecha presente en la mente’, esto es, como un ‘simple fenómeno consciente’, uno no será nunca capaz de reencontrarse con el ser real.”

Y agrega, no sin ironía:

“Digamos lo siguiente: aprobación desde un punto de vista que no es ni el de Kant ni (finalmente) del Reverendo Maréchal, sino de Kant en el proceso de metamorfosis, en el que permanece Kant en un extremo, pero está en vías de llegar a ser tomista en el otro, en un estado intermedio de evolución situado entre lo falso y lo verdadero. En esto radica el defecto del método adoptado.”

“De una crisálida kantiana no puede surgir una mariposa tomista.”


Lamentablemente, este debate intelectual, generalmente desconocido, tanto por su antigüedad como por su complejidad filosófica, no alcanza un nivel de aceptación razonable entre la mayoría de los católicos actuales, de modo que pudiera servir de ‘evidencia de peso‘ —como certifica, por ejemplo, el destacado filósofo argentino Carlos Daniel Lasa—, respecto de la perspectiva errónea jesuita aplicable al Papa Francisco.

Detengámonos, pues, en una visión más actual del problema ideológico mundial, según la Iglesia Católica.

=1.2emEL RELATIVISMO IDEOLOGICO DEL MUNDO ACTUAL

Aquí nos ha parecido simple y apropiado transcribir las importantes visiones de los tres Papas precedentes a Francisco sobre el amenazante desarrollo del clima selvático del ideologismo relativista reinante en el mundo actual.

Pablo VI
“Mientras decae el sentido religioso entre los hombres de nuestro tiempo, privando a la fe de su fundamento natural, opiniones exegéticas o teológicas nuevas, tomadas muchas veces de las más audaces pero ineptas filosofías paganas, se insinúan acá y allá en el campo de la doctrina católica, poniendo en duda o deformando el sentido objetivo de verdades enseñadas con autoridad por la Iglesia.”

“Con el pretexto de adaptar las ideas religiosas a la mentalidad del mundo moderno, prescinden del Magisterio Eclesiástico, tienen la osadía de despojar el testimonio de la Sagrada Escritura de su carácter histórico y sagrado, e intentan introducir en el Pueblo de Dios una mentalidad que llaman “post conciliar” —
(consecuencia del Concilio Vaticano II)— para difundir la ilusión de dar una nueva interpretación temeraria y estéril del Cristianismo.”
Exhortación Apostólica ‘Petrum et Paulum Apostolos’, 1967
Juan Pablo II
“Hoy ha venido a crearse una nueva situación dentro de la misma comunidad cristiana, en la que se difunden muchas dudas y objeciones de orden humano y psicológico, social y cultural, religioso e incluso específicamente teológico, sobre las enseñanzas morales de la Iglesia.
“Ya no se trata de contestaciones parciales y ocasionales, sino que, partiendo de determinadas concepciones antropológicas y éticas, se pone en tela de juicio, de modo global y sistemático, el patrimonio moral.
“En la base se encuentra el influjo, más o menos velado, de corrientes de pensamiento que terminan por erradicar la libertad humana de su relación esencial y constitutiva con la verdad.”
Encíclica ‘Veritatis Splendor’ de 1993
Benedicto XVI
“Cuántos vientos de doctrina hemos conocido en estas últimas décadas, cuántas corrientes ideológicas, cuantas modas del
“La pequeña barca del pensamiento de muchos cristianos con frecuencia ha quedado agitada por las olas, zarandeada de un extremo al otro: del marxismo al liberalismo, hasta el libertinismo; del colectivismo al individualismo radical; del ateísmo a un vago misticismo religioso; del agnosticismo al sincretismo, etc. Cada día nacen nuevas sectas y se realiza lo que dice san Pablo sobre el engaño de los hombres, sobre la astucia que tiende a inducir en el error.”
“Tener una fe clara, según el Credo de la Iglesia, es etiquetado con frecuencia como fundamentalismo. Mientras que el relativismo, es decir, el dejarse «zarandear por cualquier viento de doctrina», parece ser la única actitud que está de moda. Se va constituyendo una ‘dictadura del relativismo’ que no reconoce nada como definitivo y que sólo deja como última medida el propio yo y sus ganas.”
Misa ‘Pro Eligiendo Pontífice’ de 2005
Estas sabias palabras de los Papas resultan ser indiferentes al Papa Francisco a consecuencia de su ‘relativismo’. Veamos.

EL RELATIVISMO DEL PAPA FRANCISCO

He aquí la secuencia lógica de su argumentación en las siguientes cuatro citas textuales. Los títulos son nuestros.

1.- Su audiencia es heterogénea y ‘confrontacional’.-
“Es importante que la Universidad Gregoriana y el Instituto Juan Pablo II, en conjunto, hayan organizado este evento, con la participación de teólogos y teólogas de cuatro continentes. Laicos, clérigos y religiosos, de diferentes lenguas y culturas, intervienen y se confrontan en un diálogo entre generaciones abierto también a los jóvenes investigadores.”

2.- Efectos de los ‘cambios de época’.-
De hecho, ‘los cambios de época’ que estamos viviendo retan a la teología moral a afrontar los desafíos de nuestro tiempo y a hablar un lenguaje que sea comprensible a los ‘interlocutores’ —no solo “a los expertos”—; y así ayudar a «superar ‘las adversidades y oposiciones» y favorecer una «nueva creatividad para expresar en los desafíos actuales los valores que nos constituyen como ‘pueblo’ en nuestras sociedades y en la Iglesia, Pueblo de Dios»...”

3.- Necesidad de un lenguaje práctico de ‘diálogo’.-
“Precisamente por esto emerge una viva exigencia de ‘diálogo’=14.0pt: =14.0ptciertamente no como una "mera actitud táctica", sino como una "necesidad intrínseca de hacer comunitaria la experiencia del gozo de la Verdad y de profundizar en su sentido y en sus implicaciones prácticas". (Veritatis gaudium. 4b).

4.- No más Verdad intelectual ‘realista’.-
“El ‘método dialógico’ nos pide superar una idea abstracta de ‘verdad’, separada de las ‘experiencias’ de las personas, de las culturas y de las religiones”.

Nótese bien. Según estos textos de Francisco, lo verdadero surge precisamente de la simple convivencia en la comunidad de todas las personas, en la diversidad de todas las culturas y de todas las religiones —sin distinciones—, piensen lo que piensan y crean lo que creen, entre las que la Fe Católica no es más que una simple opinión entre tantas otras.

¿Qué significa esto, sino un ‘arrodillarse ante el mundo’ a un nivel de desprecio por los principios fundamentales de la Fe Católica, expuestos ‘diariamente’ en los Evangelios, con ‘los mandatos’ de Jesús y sus complementos explicativos bíblicos y apostólicos?
JESUS: EL UNICO CAMINO DE LA IGLESIA CATOLICA

San Juan, 14
1 «No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en mí.» =13.0pt4 4 «Y sabéis a dónde voy, y sabéis el camino.»(Apóstol Tomás) 5 «Señor, no sabemos a dónde vas; ¿cómo, pues, podemos saber el camino?»
6 Jesús: «Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al =13.0ptPadre, sino por mí.»

Please Log in to join the conversation.

Moderators: Miguel SaludesAbelardo Pérez GarcíaOílda del CastilloRicardo PuertaAntonio LlacaEfraín InfantePedro S. CamposHéctor Caraballo
Time to create page: 0.451 seconds