Menu
18/01/2021
A+ A A-

La gran realidad del fraude se empieza a concretar y a demostrar

Hoy aparece una denuncia, denominada LA GRAN ESTAFA, de parte del partido u organización política Pro ciudadanos, con pruebas contundentes, de que en las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre realizadas en Venezuela hubo fraude.

Tal fraude, adelantado y señalado anticipadamente antes de las elecciones por la oposición política legitima de Venezuela representada en la AN actual presidida por Juan Guaidó, que combate a la narco dictadura del chavismo representada por Nicolás Maduro; ocurrió, tal y como se supuso sucedería.

Está, y siempre estará demostrado, que las dictaduras de toda índole, siempre intentarán hacer trampa en las elecciones de cualquier tipo que se realicen durante su gestión. Las dictaduras jamás tendrán la popularidad o la aceptación por parte de los pueblos que son mancillados, como para que los elijan democráticamente como sus representantes. En especial las dictaduras comunistas, las cuales llegan para quedarse eternamente en el poder. Al menos esa es su intención.

Si los partidos políticos democráticos a carta cabal se hubiesen abstenido de votar con contundencia, la estafa hubiese sido más evidente, sólida, más determinante, y la narco dictadura hubiese recibido un golpe más contundente en contra de sus intenciones de pretender seguir en el poder por tiempo indefinido. Como venezolano, aplaudo la iniciativa de esa organización política [Pro ciudadanos], al demostrar con pruebas tal violación a las leyes en las elecciones.

Esa ceguera de pretender votar contra viento y marea en dictaduras, por considerarse un derecho político ganado por los pueblos en democracia, solo debe ser aceptado durante una dictadura si se asegura la trasparencia y pulcritud de la elección, a lo cual, por lo general, los dictadores se oponen por razones obvias.

Ésta, por lo general, es una postura de todo dictador en decadencia para obligar al sector democrático a negociar la salida de la dictadura, haciéndole grandes concesiones legales que les permitan evadir las penas y cárceles, que por lo general van asociadas a una dictadura por los diversos crímenes de lesa humanidad, muertes, corrupción, daños económicos, criminales y materiales causados al país.

Pro ciudadanos ha respondido, a las expectativas del pueblo democrático de Venezuela, y a lo que se espera de los partidos políticos genuinamente demócratas, que luchan por lograr el retorno de la democracia, para lo cual, tal como lo he manifestado en múltiples ocasiones anteriores, se requiere urgentemente, de la UNIDAD NACIONAL. 

¡Amanecerá y veremos!