Menu
21/05/2019
A+ A A-

Nicolás Maduro está caído, solo falta un empujoncito para que se vaya.

Son múltiples y variados las razones y los motivos por los que afirmo que, Nicolás Maduro, el dictador de Venezuela,  esta caído y solo falta un empujoncito para que se vaya, para lograr la recuperación de la democracia  plena de la nación de Venezuela.

Es solo un asunto de análisis y lógica, al observar y analizar las diferentes acciones y decisiones del mundo libre, durante estos últimos meses, con las cuales se ha logrado maniatar y acorralar al régimen, al punto, de que está pronto a colapsar y caer derrumbado como se lo merece.

En esa compleja, larga y ardua labor, debemos reconocer la paciencia y sabiduría de nuestros aliados del mundo libre de la democracia, y la lucha pertinaz de los líderes y pueblo venezolano, por su paciencia y sacrificios, que se han vivido en estos últimos 20 años.

No podemos dejar de reconocer que, desde el inicio de la presidencia de Donald Trump y el partido político republicano, de los EE.UU., tal gobierno, le prestó mucho más atención al problema de Venezuela, del que hasta ese momento les había prestado Barack Obama, quién incluso pretendía, normalizar las relaciones múltiples con Cuba, a pesar de que el régimen de Cuba insistía en que jamás dejaría de ser socialista, léase comunista.

Ese intento fallido de Barack Obama, y los presidentes antecesores a éste, solo fue una lamentable pérdida de tiempo y de prestigio para los EE.UU., y del mundo libre en esa lucha sexagenaria de una Cuba comunista insertada en el corazón de América. Eso, nunca ha tenido sentido, ni ha debido ocurrir.

Donald Trump fue capaz de percibir el tamaño y dimensión de la amenaza que significaba y aun significa para América, el comunismo de Cuba, lo cual ni John F. Kennedy, ni Lyndon B. Johnson, ni Richard Nixon, ni Gerald Ford, ni James Carter, ni Ronald Reagan,  ni George Bush padre, ni George Bush hijo, ni Barak Obama, en el largo periodo 1961 a 2017, pudieron ni  percibir ni lograr, que esta amenaza desapareciera, para la conveniencia y seguridad integral  de América entera.

Me pregunto: ¿Cómo se puede justificar la permanente amenaza de una dictadura, como la cubana, durante tanto tiempo, sin intentar eliminarla mediante los diferentes mecanismos legales y diplomáticos existentes de que dispone una nación tan poderosa como lo son los EE.UU., y un continente tan amplio y democrático?

El adoctrinamiento persistente y largamente inducido a Latinoamérica al comunismo por parte de Cuba, con el respaldo de sus patrocinadores naturales de Rusia y China, ha hecho un daño terrible a la democracia en América, que hasta los EE.UU., estarían sufriendo internamente  las consecuencias.

El partido demócrata por ejemplo, no es el mismo de antes, y tiende a radicalizarse al izquierdismo, dada la inyección de latinos adoctrinados por Cuba y de ciudadanos de otras naciones radicales cercanas del mundo, que forman parte de ese partido político.

Loas, y un capítulo aparte en la lucha contra el marxismo leninismo, el narcotráfico, las guerrillas, la corrupción, los irregulares contrabandistas, el fanatismo político y la negligencia exhibida al máximo por el chavismo, durante la administración de la nación venezolana; se merecen  las naciones latinoamericanas amigas de la democracia en América, de la OEA  y del recién creado Grupo de Lima, quienes pertinazmente han dado y siguen haciéndolo; al colocarse del lado de la democracia representada por el sector opositor político de Venezuela, el cual en la actualidad está bajo el control, en la persona de Juan Guaidó, reconocido y aceptado como presidente interino de Venezuela, hasta tanto se realicen elecciones presidenciales, para elegir al presidente de la nación, para el periodo 2019/2025.  

No menos importante, es la labor y contribución de la Unión Europea y sus países democráticos, los cuales en una mayoría absoluta e inédita de 50 naciones han reconocido a la oposición opositora al régimen dictatorial de Venezuela, como los indicados a dirigir a la nación en su próximo destino, para encaminarla por la senda de la democracia, libertades, legalidad y Estado de Derecho. Estamos a la espera de que otros países de la UE, decidan apoyar a la democracia y defender sus valores, en esta lucha inédita, la cual nos ha agarrado prácticamente de sorpresa a la gran mayoría los venezolanos, puesto que jamás pensamos  que llegaríamos a tal extrema situación.

Tengo variadas razones, para afirmar que Nicolás Maduro está caído, y solo falta empujarlo para que termine de caer. Son variadas las razones por las me he paseado atrevo a afirmar semejante pronostico, con el cual coinciden la mayoría de los analistas políticos, pero por respeto a sus lectores no se atreven a afirmarlo, ni publicarlo.

Tengo tanto tiempo (20 años) escribiendo sobre la dictadura chavista, y no me puedo permitir el lujo de afirmar lo anterior, con posibilidad de equivocarme, por varios motivos, entre los cuales me permito señalar los siguientes:

      I.        Existen hechos reales e inéditos documentados de que lo sucedido en Venezuela fue una conspiración internacional, donde el régimen dictatorial cubano, conquistó ideológicamente al sector pro comunista de Venezuela, para introducir al marxismo leninismo en nuestro país. Sobre estos hechos, he venido alertando al país desde las primeras indicaciones de que esa conspiración estaba en acción a través del chavismo, con la injerencia y contribución evidente de Cuba y sus lógicos aliados de Rusia y China.

    II.        Existe determinación inequívoca de parte del gobierno de los EE.UU., de usar cualesquiera de las opciones existentes en la mesa de decisiones, quién estaría dispuesto y decidido a usar la adecuada y conveniente solución en el momento preciso. Por supuesto, no se descarta el uso de las armas. Muy factible que esto suceda,  de obligárseles a utilizarlas; lo cual dependería, de la actitud de la dictadura de Nicolás Maduro sus aliados, durante este periodo de espera y acciones internas en Venezuela.

  III.        La región americana no soporta por mucho tiempo más, continuar en la actual situación de estancamiento de variadas actividades de tipo: diplomático, económico, comercial, social, cultural, deportivo, de nuevas inversiones, artísticas, etc., afectadas por la situación actual  que hoy día vive Venezuela.

   IV.        La migración del venezolano, hacia los países de Latinoamérica en especial ha establecido un antes y un después, que tiene que ver con la solución preferiblemente inmediata del conflicto, puesto que no es un secreto que la mayoría de los países de reciben a los venezolanos aspiran a que esta situación se normalice convenientemente para su propio beneficio, y por supuesto, para el de los venezolanos. Muchas de estas economías, están siendo brutalmente afectadas por la migración masiva de los venezolanos, la cual pudiera estimarse hoy día en 4 millones ciudadanos que han dejado a Venezuela, hacia otras latitudes. Me atrevo a afirmar, sin equivocarme, que en todas las naciones de américa existen migrantes venezolanos.

     V.        Las diferentes sanciones norteamericanas y europeas al régimen y a sus secuaces, siguen creciendo diariamente, haciéndose sentir cada vez en los que las están recibiendo. A los líderes del régimen dictatorial que dirige Nicolás Maduro se les estaría limitando en su movilidad, puesto que día a día, se les cierran más  las puertas de escape, puesto que cada vez tiene menos opciones para escoger a donde irse.

   VI.        Es de señalar, que uno de los delitos más propenso a ser condenados severamente serían los delitos del narco tráfico. No olvidemos que la mayoría del narco tráfico va dirigido a esa nación de los EE.UU., siendo éste uno de los mayores problemas para el gobierno y la población de esa nación. Razón para pensar que en ese sentido serán inclementes, con los cabecillas de esa actividad en Venezuela y otras regiones del continente.

 VII.        El régimen de Venezuela está en deuda con los empleados públicos, puesto que ni los sueldos,  ni pensiones, ni las ayudas extra a través del carnet de la patria, le son suficientes para sobrevivir. Me imagino que la ausencia laboral por enfermedades, ha crecido exponencialmente, lo cual le impide a la tiranía, cumplir con sus deberes mínimos, situación ésta que día a día se complica. Esta situación contribuye con el aumento del ausentismo laboral de los trabajadores en sus puestos de trabajo, que aumente al máximo  y se convierta en otro problema nacional aun mayor más.

VIII.        Al parecer, algunos de estos grupos de empleados públicos, desesperados por su situación, estarían contactando a Juan Guaidó, para plegarse a la agenda de la  oposición, y contribuir con la causa de la salida del régimen del gobierno.  Sin duda alguna, este sector de los empleados públicos es una excelente fuente para captar a venezolanos que deseen un cambio radical y mucho mejor, en la conducción del país.

   IX.        No solo se trata pagar a los empleados públicos y a los jubilados  de la nación, lo cuales son millones de personas  y familias, que prácticamente viven en la indigencia, puesto que sus ingresos no les alcanza ni para comer una vez a día.  Ni pensar, en los que se enferman y necesitan pagar médicos, intervenciones quirúrgicas, y dietas especiales, los cuales existen en toda Venezuela.

     X.        Las actividades y negociaciones petroleras rutinarias que realiza el tirano Nicolás Maduro, se van reduciendo aceleradamente, puesto que no puede hacer lo que dé la gana con la producción de petróleo que logren generar.

   XI.        Existen dos razones muy poderosas, para explicar las mermas y dificultades en el manejo de las actividades petroleras: 1) la calidad inferior del crudo venezolano, que limita la demanda y en  lugar, 2) las distancias a recorrer pareciera que tienden a aumentar exponencialmente, lo cual reduce sustancialmente las ganancias finales a obtener.

 XII.        Si las dificultades anteriores, agregamos las dificultades de lograr financiamiento para intentar reactivar y mejorar la actividad petrolera, el cual además de exigir inversiones  excesivamente altas, las fuentes para este financiamiento requerido  son inexistentes, por razones obvias, la situación económica del régimen, llegaría un momento en que colapsaría. 

XIII.        La capacidad de la mejora de la industria petrolera y aumento del potencial de producción de petróleo comercial, hoy día, no tiene una solución viable, mientras el dictador Nicolás Maduro, ni ningún otro de sus colegas, este en la presidencia de Venezuela, puesto que ninguno de ellos estaría en capacidad de lograrlo, ni aun con la ayuda de Rusia y China, que es ya decir bastante. Esa reconstrucción de la industria petrolera en Venezuela solo podrá realizarse bajo la conducción específica de un gobierno democrático, mediante grandes inversiones del sector industrial privado, e inversiones del gobierno mediante préstamos a la banca internacional del mundo. Y por supuesto, se requiere de un renovado y ampliado de grupo de trabajo competente, para lograrlo, el cual es inexistente en el sector de la dictadura.

XIV.        Dado que los servicios públicos básicos; agua, electricidad, vialidad, telefonía, aseo urbano, etc., están totalmente deteriorados, estos deben ser mejorados sustancialmente, antes de iniciar un proyecto nacional de recuperación integral de Venezuela dado el alto nivel de destrucción y deterior en que ésta se encuentra. Esto nos es posible lograrlo con el actual gobierno dictatorial, administrando a Venezuela...

  XV.        No se entiende, ni se explica; como la dictadura chavista se aferra al poder y pretende seguir gobernando a Venezuela luego del enorme descalabro económico, industrial, moral y social sufrido por la nación durante casi 20 años que han gobernado a Venezuela. Eso no lo vamos a tolerar ni permitir jamás, puesto que tienen y deben irse.

XVI.        Es solo cuestión de algo más de tiempo; ejerciendo presión política, económica, legal y diplomática, a la dictadura, para ver pronto, el final de este desenlace, esperado por millones de seres humanos en favor de la democracia. La noticia del acercamiento de Rusia a los EE.UU., para dialogar sobre una posible negociación, para la salida de Nicolás Maduro del poder, evento que podría acelerar la salida de Nicolás Maduro del poder a cambio de no afectar los intereses de Rusia ni de China, pudiera ser clave en estos momentos de incertidumbres. Otra posibilidad, es la de que Rusia se preste de mediador para persuadir a Nicolás Maduro a que abandone el poder por simple y elemental lógica, de estar vetado por gran parte del mundo libre.

XVII.        Tanto china como Rusia han declarado a la prensa, que pase lo que pase, ellos esperan que sus intereses económicos estén protegidos y que no exista riesgo de que salgan afectados. De haber un cambio de gobierno. Por su parte, el presidente interino Juan Guaidó, ha declarado, que eso no debería preocuparlos, puesto que estaría dispuesto a honrar tales compromisos legales.

XVIII.        Se ignora si China y Rusia, principales apoyos políticos y comerciales de la dictadura de Nicolás Maduro, estarían conformes en continuar dándoles el visto bueno, a las actividades del narcotráfico, entre otras tanta ilícitas, en que estaría envuelto el régimen venezolano, asunto este que preocupa enormemente al gobierno de los EE.UU., y sin duda alguna, formaría parte de la probable reunión a convenir con Rusia, de materializarse ésta.

XIX.        Sumado a la compleja situación planteada en este escrito, sobre el advenimiento de la democracia al país, y salida de la dictadura chavista de Venezuela, no se debe olvidar ni sub estimar, el estado de anímico de la militancia del chavismo, que como es de esterarse, debe estar aterrada de que el chavismo salga del poder. Esto, por la cantidad de privilegios del que ha disfrutado y aun disfrutan, los cuales estarían a punto de perder.

NOTA: A esta lista larga anterior de factores, que intentan explicar las razones por las cuales afirmo que la dictadura de Nicolás Maduro estaría a punto de colapsar, la acompaño con otro documento, atribuido al señor Luis Almagro, secretario General de la OEA, el cual anexo como complemento a lo explicado. Dado que no me lo envió a mí directamente, puesto que no nos conocemos; dejo al amigo lector a su libre albedrio de interpretarlo y juzgarlo, según sean sus sentimientos, información y conocimientos.  Amanecerá y veremos.