Menu
25/09/2022
A+ A A-

España: El problema es Pedro Sánchez

El presidente del Gobierno saldrá reforzado o malherido de la cita electoral dependiendo de si suma o resta territorios. Pero las elecciones generales no serán antes de diciembre

El problema no es el PSOE, es Pedro Sánchez, pero a ver quién se lo dice

Madrid, septiembre 13 (Yahoo noticias)/ El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se reúne en este arranque de semana con los diputados, senadores y eurodiputados socialistas a modo de sesión de coaching para ajustar la maquinaria, insuflar ánimos, movilizar a todos los candidatos y buscar el impulso perdido en las encuestas para afrontar con garantías el ciclo electoral del próximo mes de mayo.


No faltará nadie a la cita en la que se ratificará el ascenso de Patxi López como nuevo portavoz del PSOE en el Congreso. Y todos saldrán mentalizados de que la reciente apuesta del partido por virar hacia la los más desfavorecidos y protegerlos de los efectos de la inflación es la adecuada. En lo que no hay tanto consenso, sin embargo, es en el papel que quiere jugar Pedro Sánchez, como también apunta Pilar Gómez en 'El Confidencial'.

[texto completo]

Pedro Sánchez tiene un dilema enorme que le puede complicar las elecciones

Madrid, septiembre 15 (Yahoo noticias)/El Supremo ha confirmado que los dos expresidentes andaluces, Manuel Chaves y José Antonio Griñán conocieron y permitieron el mantenimiento del sistema fraudulento de los ERE. Una sentencia que pone en un verdadero aprieto a Pedro Sánchez, que debe decidir si indulta a los dos líderes socialistas.

[texto completo]

Madrid, el agujero negro del PSOE que Pedro Sánchez alimenta

Madrid, septiembre 15 (Yahoo noticias)/ Dentro de poco, el concepto de agujero negro puede que cuente con un nuevo sinónimo. De forma que quien consulte en la wikipedia lo que significa el PSOE de Madrid podría toparse con esta misma definición: "una región del espacio en la que la atracción de la gravedad es tan fuerte que nada, ni siquiera la luz, puede escapar". Un agujero en el sentido de que las cosas pueden caer, pero no salir de él. Porque pasan los años, incluso las décadas, y el Partido Socialista sigue naufragando en la capital en donde no gobierna desde finales de los años ochenta. Y todos sus proyectos acaban diluyéndose tras ser vapuleados en las urnas.

[texto completo]